Wednesday, December 06, 2006

El secreto del Monte Lupino

-Como he comentado en la imagen anterior, el Monte Lupino, guarda sus secretos.-

Los cerdos no lo notaron, pero segundos después de ser tomada la imagen anterior, de entre las hiervas, salió una especie de periscopio, lo que indica que estaban siendo vigilados.



Alguien comento por ahí, que los lobos se ocultaban en túneles bajo el Monte Lupino, ojalá así fuera.

Lo que en verdad se esconde bajo el monte, es algo tan aterrador, que nuestro pueblo no se atreve a pronunciar su nombre.

Después de su "victoria" sobre el Monte Lupino, los cerdos acamparon y decidieron festejar... No se si fueron los ruidos, no se si fue el olor, lo que si se, es que despertaron al gigante dormido(esto es una metáfora), despertaron a las bestias, y también están despiertas sus ansias de destrucción.

Creo que los cerdos merecen saber el secreto que se esconde bajo el monte, ya que todos seremos destruidos, si las bestias salen de su cueva.


En el principio de los tiempos, cuando mi pueblo emigraba en busca de un lugar donde vivir, llego al Monte Lupino. Decidieron quedarse es ese lugar, ya que sobraban comida y refugios; y a causa de la extraña casualidad que suponía el hecho, de que el nombre del lugar hiciera referencia a los lobos, cuando ellos nunca habían pasado por allí.

Los primeros 2 meses transcurrieron sin problemas, pero al comenzar el tercer mes, durante una noche fría de otoño, mientras la luna llena alumbraba la hierva, y la suave brisa silbaba entre las ramas de los árboles; se llevo a cabo, la mas grande fiesta de la historia canina; con enormes banquetes realizados con toda clase de cortes porcinos, bebidas de todos los colores, bailarinas exóticas, música, baile, pirotecnia, y muchas cosas mas (otro día les contare mas sobre este banquete).
Durante el transcurso de la fiesta, no había un solo lobo que no se encontrara borracho, o extasiado por la música y los fuegos pirotécnicos, la noche era larga y todos estaban dispuestos a disfrutarla, pero en un momento, una densa niebla comenzó a cubrirlo todo, una nube se poso delante de la luna, un fuerte ruido se escucho en las cercanías, y todo fue oscuridad y silencio. Paso un minuto y nadie se movió, y justo cuando los lobos empezaban a salir del transe producido por el miedo, cuatro figuras deformes se abrieron paso entre la niebla, he ingresaron en la fiesta. Ninguna de las cuatro figuras hablo, solo nos miraron, sus ojos tenían un extraño resplandor rojizo.

No se si fue el alcohol o sus extraños atuendos, pero todos los lobos empezamos a reírnos de ellos; fue entonces que uno de ellos encendió una luz en su abdomen, y tres de nuestros mas prestigiados científicos cayeron al suelo; no estaban muertos, pero sus cerebros habían sido secados; al parecer estas extrañas criaturas tenían el poder de atrofiar la mente de aquellos que fueran expuestos a su imagen.
A partir de ese momento, se desato una tristísima batalla en la que murieron centenares de lobos.

Finalmente las criaturas hablaron, su lenguaje era como el nuestro, pero mas hipnótico y con palabras cortadas, como cuando habla un niño. Dijeron que habíamos usurpado un territorio sagrado, que habíamos llevado a cabo terribles actos de sacrilegio contra su dios (al que describieron como una especie de niño solar(?)), pero lo peor de todo, lo que los había motivado a salir de sus cuevas, fue el hecho de haber realizado interferencia en sus antenas parabólicas.

Finalmente nos permitieron quedarnos en el monte, o mas bien nos obligaron a hacerlo, y ejercer el papel de guardias de las antenas. Durante siglos, una antigua orden de lobos se ha encargado de custodiar las antenas, para evitar que vuelvan a salir a la superficie esas criaturas diabólicas chupadoras de cerebros, ya que aseguraron que si tenían que volver a salir de sus cuevas, lavarían a cabo un plan maestro de destrucción del mundo, secando las mentes de nuestros niños, hasta convertirlos en zombis teleadictos.

Texto perteneciente a “El libro de los bardos lupinos”


Abajo se ve un retrato de las diabólicas criaturas que aterran el Monte Lupino.

6 Comments:

Blogger vasco said...

jajjaja,muy bueno, de todas manderas estas bestias del inframundo n son ribales para el pt01, recuerden niños el no tiene cerebro

mua mua mua!!!

5:47 AM  
Blogger rodrimontes said...

Pobres lobos, vienen cuatro patoteros y encima de robarles un monte, les hacen que los custodien... Me parece que la victoria porcina ya es inminente

7:26 AM  
Blogger veroquimera veronica delacroix said...

jaaaaaaaaaaaaaaaaaaa!!

9:32 AM  
Blogger Herrwinter said...

Para rodrimontes.
Los cuatro patoteros ahora fueron despertados por los cerdos, creo que en vez de festejar deberia prepararse para el sufrimiento.

2:00 PM  
Blogger El Cero said...

"El ignorante se burla de lo que no conoce, y teme. El sabio es prudente ante lo que sabe peligroso."

5:41 PM  
Blogger Ivana Lagartija said...

jajaja muy bueno! 4 bestias aterradoras realmente...

5:32 PM  

Post a Comment

<< Home